Agricultura para el desarrollo del campo mexicano

557

Como parte de su compromiso con la sustentabilidad y el impulso a proyectos que contribuyan al desarrollo del campo mexicano, Heineken México e INCmty se unen para seguir sembrando el futuro, a partir de una charla denominada “INCtalk: México y la Agricultura Sustentable”, en la que autoridades y especialistas de la industria agroalimentaria, conversaron sobre los retos actuales del sector.

La mesa virtual de análisis estuvo conformada por Santiago Argüello, director general de Fomento a la Agricultura y encargado de la Coordinación General de Agricultura de la Sader; Ashutosh Sharma, director regional del Centro de Biotecnología Región Centro Sur del Tec de Monterrey; José Guadalupe Flores, coordinador de Hubs en México para Cimmyt, y Miguel Ángel Esquivel, gerente de la maltera Lara-Grajales de Heineken México, quienes dialogaron sobre el futuro del campo nacional y la importancia de impulsar la sustentabilidad en el sector agrícola, con la participación de la Dra. Candy Flores García, directora de Vinculación de la Facultad de Ciencias de la UNAM, como moderadora.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), la escasez de recursos naturales y la rápida degradación de éstos, son dos de los desafíos globales más apremiantes, sobre todo porque la demanda de alimentos está aumentando rápidamente. Esto ha puesto a prueba la capacidad de los gobiernos y de los actores vinculados al campo para desarrollar soluciones innovadoras, a fin de crear modelos de producción agrícola sostenibles, que prevengan el desgaste de las tierras cultivables y los recursos hídricos.

Entre los puntos que abordaron los panelistas destacó el valor del campo para las cadenas productivas en todo el mundo, así como su relevancia económica, ya que tan solo en México, 9.3 millones de habitantes generan y transforman bienes agropecuarios y pesqueros, en tanto que 5.8 millones participan en la preparación y cosecha de la tierra.




Deja una respuesta

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *