Se conmemora el Día de la Cocina Tlaxcalteca

432

Para conocer la esencia de un lugar se necesita recorrer su historia, desentrañar sus raíces y una de las mejores formas de hacerlo es adentrarse a su cocina, su gastronomía y su historia. En Tlaxcala, pasado y presente conviven, desde su culinaria, sus edificios y sus artistas se puede descubrir su identidad y su rostro único.

Tlaxcala, lugar de tortillas, tiene como base de su cultura alimentaria, el sistema de milpa, donde alrededor del maíz se genera todo un cosmos gastronómico de la alimentación: chile, frijol, calabaza, quelites y otras semillas generadoras de vida.

Como lo ha expresado la secretaria de Cultura de México, Alejandra Frausto Guerrero, la milpa y su relación con otras plantas y animales que conviven en sembradíos sustentables se complementan como alimento base de una dieta balanceada, variable y saludable.

“El maíz es el corazón de la milpa, pero no es lo único, importa todo lo que hay alrededor: el frijol, el chile, la calabaza; este sistema nos permite entendernos como un ejemplo de la sociedad. Solos no podemos, tenemos que hacerlo en comunidad”, afirmó la secretaria.

La cultura alimentaria es uno de los temas más importantes, por ello, en el Complejo Cultural Los Pinos se trabaja en la creación del Cencalli, la Casa del Maíz y la Cultura Alimentaria, que será un museo vivo, y para participar en este proyecto se ha invitado a productores tradicionales de Ixtenco, Tlaxcala, quienes son reconocidos por ser protectores de esa herencia.

“Ixtenco, lugar sagrado del maíz en las faldas de la Malinche. Con respeto y gratitud, invitamos a la comunidad a formar parte del proyecto de Cultura Alimentaria y del Cencalli”, ha comentado Frausto Guerrero.

El 27 de marzo, en Tlaxcala se conmemora el Día de la Cocina Tlaxcalteca para celebrar su diversidad alimentaria y salvaguardar su legado, el cual se preserva gracias a la cultura alimentaria viva del estado que se disfruta a través de sus cultivos, sus cocineras tradicionales, herederas de conocimientos ancestrales, y las y los nuevos cocineros que hacen honor a esta rica gastronomía a través de su interpretación, siempre, siendo los ingredientes de la milpa los protagonistas.

Tlatlapas, atole agrio, guisados con gusanos de maguey, mixiotes de carnero, de pato, de conejo o de escamoles, pollo Tocatlán y una gran variedad de moles, como el de matuma, el prieto, el huitlacoche, el de fiesta, el pipián y el de epazote, entre otros, son solo un breve ejemplo de la amplia tradición culinaria tlaxcalteca.




Deja una respuesta

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *