Los primeros cinco años de vida ¡Trivia!

1021

El cerebro del ser humano está compuesto en un 50 a 60% aproximadamente por grasas o lípidos, los cuales forman parte de las membranas de las células nerviosas y de la mielina. Algunas grasas son producidas por nuestro organismo, pero hay otras que no las podemos sintetizar y que debemos consumirlas en la dieta, como algunos ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga, llamados ácidos grasos esenciales.

Cantidades importantes de estos ácidos grasos se encuentran presentes en las estructuras del sistema nervioso. Algunos de los derivados de cadena larga más importantes son el ácido araquidónico (ARA, por sus siglas en inglés) y el Docosahexaenoico (DHA, por sus siglas en inglés) o también clasificados como parte de los ácidos grasos omega 6 y omega 3, respectivamente.

Algunos de los nutrimentos más importantes para el crecimiento y desarrollo del sistema nervioso durante los primeros cinco años son: las proteínas, hierro, zinc, selenio, yodo, ácido fólico, vitamina A, colina y los ácidos grasos de cadena larga, como el DHA, y el  ARA. Se les ha llamado neuronutrimentos, ya que actúan como factores de crecimiento y desarrollo durante el periodo crítico del sistema nervioso.

Por ejemplo, con un consumo adecuado de DHA, este ácido se incorpora a las membranas celulares del tejido cerebral y visual de los niños, haciendo eficiente la transmisión de las señales nerviosas de las que depende el aprendizaje, memoria y desarrollo mental. 8, 16, 18

Otro nutrimento importante para el neurodesarrollo del ser humano es el ácido fólico, que favorece el cierre adecuado del tubo neural durante la gestación. También el hierro y la colina participan en el desarrollo del sistema nervioso, ya que su deficiencia altera la formación de la mielina, por lo tanto, reduciendo la generación y transmisión de potenciales eléctricos entre las neuronas.

La deficiencia de hierro puede alterar el sistema de defensa o inmunológico contra diversas enfermedades y causar anemia, alteraciones en la memoria, la atención, y función visual. La deficiencia de hierro es de los problemas nutricionales más comunes en la clínica pediátrica.

El neurodesarrollo en la infancia

El desarrollo infantil, es un proceso continuo, en el que cada niño lleva su propio ritmo. Desde el nacimiento, el niño tiene las posibilidades para alcanzar un desarrollo adecuado. La relación entre la herencia y la interacción con el ambiente, hace que el niño sea un ser único y especial.

Las habilidades motoras, el desarrollo emocional y social, el lenguaje y el pensamiento, se integran juntos para lograr que el niño tenga un desarrollo adecuado, y la estimulación que le brindes es fundamental, para que este proceso se lleve a cabo.

Las principales áreas de desarrollo en las cuales el niño es capaz de adquirir diferentes habilidades son:

  • Desarrollo Motor. Es el desarrollo del movimiento para alcanzar la postura, prensión, coordinación y locomoción. El desarrollo motor requiere de la coordinación del movimiento de distintos grupos de músculos. La motricidad gruesa se refiere al movimiento del cuerpo y de los brazos que provocan conductas como: sostener la cabeza sentarse, caminar, correr y saltar. La motricidad fina, se refiere a movimientos más delicados y precisos, que utilizan la coordinación entre los dedos de la mano y la visión, como por ejemplo, tomar pequeños objetos con el dedo índice y el dedo pulgar o escribir.
  • Desarrollo de la Comunicación: incluye la comprensión, comunicación y expresión del lenguaje.
  • Desarrollo Cognitivo: es la capacidad que desarrolla el niño para razonar, analizar y resolver problemas, desde lo más simple y concreto hasta lo más complejo y abstracto.
  • Desarrollo Social-Emocional: muestra las reacciones personales que el niño presenta frente a otras personas, su adaptación a la vida cotidiana y a su grupo social.

Texto: Dra. Claudia Hurtado Ochoterena

Trivia

Mead Johnson Nutrition, líder mundial en nutrición pediátrica, consciente de la importancia que tiene el desarrollo neuroanal de los pequeños ofrece Enfagrow, y obsequia una caja con 30 tetra bricks de Enfagrow Premium listo para beber (el consumo de un mes). Si quieres ser el o la ganadora de este único kit, sólo envía tus respuestas correctas a redaccion@4vientos.mx antes del 12 de diciembre. Válido en Ciudad de México y área metropolitana.

  1. ¿Cuáles son los nutrimentos más importantes para el crecimiento y desarrollo del sistema nervioso?
  2. ¿El ácido fólico qué papel juega en el neurodesarrollo?
  3. ¿Por qué es importante el consumo de hierro?



Deja una respuesta

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *