Festival Gourmet Barceló ¡con sabor a Riviera Maya!

149

Por cuarto año consecutivo, Barceló Maya Grand Resort fue lugar del mágico encuentro entre chefs y sibaritas, evento de carácter internacional, que tiene como marco las paradisiacas playas del caribe mexicano.

Del 8 al 15 de septiembre este resort abrió sus puertas a los amantes de la gastronomía, viajeros y visitantes locales, quienes fueron testigos una vez más de la creatividad e innovación de los chefs invitados.

Desde la primera edición, Barceló Maya Grand Resort ha convocado a grandes exponentes de la gastronomía, y este 2018 no fue la excepción, las ocho cenas maridaje contaron con sabores y texturas distintivas por cada uno de sus creadores. Sin embargo, este año el sello del festival fue la creatividad y originalidad de la oferta de postres, porque cada maestro de la cocina hizo muestra y explosión de sabores.

En el día uno, la cena a seis manos a cargo de los chefs Najla Vargas, Xavier Pérez Stone y Pedro Abascal, fue posible degustar dos postres que destacaron alguno de los sabores tradicionales de la gastronomía mexicana, como lo es el cacao y el maíz.

Para el segundo día, el chef Ryan Steyn, uno de los consentidos del festival por la delicia de sus platillos, se sumó al uso de los sabores mexicanos que integró a la perfección en una espectacular cena de cinco tiempos, y que además incluyo sabores europeos, asiáticos y americanos.

Talento gastronómico

Una de las cenas más esperadas fue la que ofrecieron los chefs ejecutivos del hotel anfitrión, Julio Reyes, José Manuel Diego y Alejandro López, quienes exhibieron una vez más el talento y la oferta de alta gastronomía que este resort puede ofrecer. La cena cerró con un postre de leche quemada, crotones ahumados y jarabe de flor de Jamaica, un postre lleno de explosiones al paladar.

Sonora Grill Group, hizo presencia por primera vez en el festival con el chef Aarón Mizrahi, quien ofreció uno de los postres más arriesgados: pastel de plátano acompañado de crocante de Rib Eye y gelato de truffa, un deleite al paladar de todos los asistentes.

Con cada edición, Barceló Maya Grand Resort abre sus puertas a quienes rescatan las tradiciones de la gastronomía mexicana, y en está ocasión fue el estado de Yucatán, representado por los chefs Obed Reyes, José Rodríguez y Sergio Novelo, jóvenes promesas, quienes sedujeron con su sorbete de cítricos y cilantro, el cual fue acompañado de un crocante de chile canario, elementos que transportaron a los comensales a aquel destino.

El último día, estuvo en manos del chef andaluz Alejandro Sánchez, actual director Gastronómico de Royal Hideaway Playacar, el hotel de lujo y sólo para adultos de Barceló Hotel Group, quien decidió manipular sabores tradicionales para realizar sus creaciones, con toques españoles y mexicanos, a fin de mostrar la fusión de ambas culturas, a través de un coulant de café y cacao acompañado de un delicioso sorbete de coco.

Fueron bodegas mexicanas vitivinícolas de clase internacional las que acompañaron con idílicos aromas las galas culinarias: El Cielo, Monte Xanic, Casta de Vinos, Alto Tinto, Casa Madero, Viñas de Garza, Bodega Emevé, Mezcal Agua que Ataranta de Oaxaca y Cerveza Sur de Veracruz. Además  de otras marcas de igual envergadura se hicieron presentes: Apperol Spritz, Delli, Diageo y Unilever Food Solutions.

La cuarta edición del Festival Gourmet Barceló fue sin duda la de mayor innovación, al lograr promover el consumo de insumos locales, así como la contribución de exponer las tradiciones gastronómicas para dar más sabor a la Riviera Maya.