Aventura en Guatemala

737

Para aquellos que busquen una forma vigorizante de recibir el 2015, un viaje a Guatemala promete emocionantes aventuras repletas de naturaleza, magia y ancestral misticismo. Desde juegos pirotécnicos vistos desde paisajes que quitan el aliento, hasta actividades emocionantes que sin duda brindarán al visitante una nueva energía para el Año Nuevo.

El vasto territorio de Guatemala presenta muy distintas, pero igualmente especiales, experiencias que prometen recuerdos que jamás se olvidarán.

Experiencias únicas que Guatemala tiene para ofrecer este Año Nuevo:

Antigua, Guatemala. Destino codiciado para muchos turistas, esta ciudad designada Patrimonio Mundial de la UNESCO, lleva a los viajeros en el tiempo con hermosa arquitectura española de estilo barroco, iglesias coloniales, calles empedradas y tiendas boutique pintorescas. Cuando el reloj marca la medianoche, se invita a los visitantes a unirse con la amable gente local en el popular Central Park o en la conocida Calle del Arco para disfrutar de un gran espectáculo de fuegos artificiales que mantiene la ciudad iluminada hasta el amanecer. Con tres impresionantes volcanes como telón de fondo, el pintoresco escenario de Antigua establecerá un tono sereno para el año que viene.

Volcán Acatenango y Guatemala desde las nubes. Los amantes del deporte que busquen una nueva altura para recibir el Año Nuevo disfrutarán de una caminata por el volcán Acatenango, que se eleva 3 mil 976 metros sobre el nivel del mar y ofrece vistas increíbles. Situado cerca de la ciudad de Antigua, este volcán tiene dos picos, el Pico Mayor (el más alto) y Yepocapa también conocido como Tres Hermanas. Caminar por sus senderos es comenzar al «rojo vivo» el Año Nuevo, viendo el flujo de lava a través de sus pasajes profundamente grabados. Esta subida conseguirá seguramente energizar a los viajeros y poner en marcha la aptitud física para un Año Nuevo lleno de salud.

Playas de arena negra. Localizada a dos horas y media de la Ciudad de Guatemala y Antigua, la costa del Pacífico de Guatemala presenta algunas de las playas de arena negra más hermosas del país, creadas por restos volcánicos. En la playa de Monterrico, los visitantes pueden disfrutar de una experiencia tropical con vistas panorámicas de forma natural, impresionantes puestas de sol y delicias diarias de marisco fresco. Para Año Nuevo, los visitantes y lugareños por igual acuden a la orilla del mar para disfrutar de fantásticos castillos de fuegos artificiales y otros espectáculos. Los visitantes también pueden practicar la pesca, la exploración de manglares, rescate de la tortuga de mar o simplemente relajarse en una de las hamacas en la playa.

Lago de Atitlán. Si la música, el baile y fuegos artificiales suenan atractivos, la ciudad de Panajachel no defraudará. El más animado asentamiento construido junto al lago, la calle principal de Panajachel, Calle Santander, está llena de diversión, bares, restaurantes y discotecas. Otras ciudades, incluyendo San Juan La Laguna y Santiago Atitlán ofrecen entornos más tranquilos donde los visitantes pueden interactuar con los lugareños mientras ve un espectáculo de fuegos artificiales. Santiago Atitlán se sitúa entre los volcanes Tolimán y San Pedro, y es la mayor de las comunidades del lago, con una fuerte identidad indígena.

Por esta gran variedad de atractivos turísticos, Guatemala te encantará y querrás descubrir paso a paso cada uno de los rincones de esta joya escondida de Centroamérica.




Deja una respuesta

Or

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *